Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» [Pasado] Como NO escapar de un calabozo [Talamaur]
Lun Mayo 22, 2017 10:01 pm por Mark.

» Delirios de Cazador [Starrk y Zhul'Urk][Pasado][Privado]
Mar Abr 04, 2017 7:28 pm por Starrk

» Cierre temporal
Mar Mar 21, 2017 12:30 am por Web Master

» Consulta Afiliación
Sáb Nov 12, 2016 3:30 pm por Alex

» ¡No os he olvidado...! pero por si acaso, ¿cómo te llamabas?
Lun Nov 07, 2016 4:48 pm por Alex

» Las fauces que rompieron las cadenas [Privado][Zor' Tahak y Kraknar]
Vie Nov 04, 2016 11:32 pm por Kraknar

» Construyendo el hogar (Pasado Alex, Isma y Starrk)
Jue Oct 27, 2016 4:50 am por Starrk

» Petición de objetos y materiales
Dom Oct 23, 2016 12:05 am por Alex

» Armería "El herrero tuerto"
Sáb Oct 22, 2016 11:58 pm por Alex




Fairy Tail Chronicles


Crear
foro

Reluciente como el oro

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Reluciente como el oro

Mensaje por Alrick el Miér Sep 17, 2014 10:54 am

No....no salgas!, te verá!!
Tengo que llegar hasta él lo antes posible...

Agachate!!!
Shocked

Me despierto sudoroso, pero no tardo en recuperar la compostura.
El repicar de los yunques proveniente de la forja me ubica rápidamente, estoy en mi habitación, recostado en la cama.

Alrick - Sin duda alguna, ayer trabaje en exceso, he de descansar más.

Me siento a los pies de la cama, y respiro profundamente...mmm, el olor del acero fundido impregna el aire y me despeja la mente.
Me dirijo directo a la cocina, meto en el zurrón un par de porciones de cecina, pan y la bota de cerveza, irremediablemente le doy un par de buenos tragos.

Alrick - Ahhh! fresca y dura, como la misma montaña!

En la entrada, mis ropas de cuero, listas para otro día de intenso calor en las fraguas.
Es cuando me estoy vistiendo que llaman a la puerta insistentemente.

Alrick - Quien vive?

Desconocido - Maestro Alrick?, soy Himmorin, vengo a traerle un encargo muy urgente.

En estos tiempos todo siempre se dice que es urgente...esta juventud...

Alrick - Tan importante es que no puede esperar a que vista mis ropas?!, espero de verdad que sea importante Himmorin ,espera en la puerta, ahora saldré.

Al momento de abrir la puerta, el joven enano con la cara llena de entusiasmo me entrega un paquete. A simple vista un paquete ordinario, no es hasta que lo volteo que puedo ver un blasón grabado en la cera del cierre.

Alrick - Mmmm, parece que si es importante Himmorin, bien hecho, puedes irte; más tarde pasare por la forja para ver como avanza el trabajo.  

Espero a que mi aprendiz Himmorin se marche para dejar ver mi curiosidad y entusiasmo..., de que encargo se tratará en esta ocasión?, no puedo evitar sentirme un chiquillo cada vez que las grandes familias de los reinos me encargan una tarea.

Vuelvo a entrar en casa, y me siento en la mesa con el paquete.
Lo abro con prontitud pero cuidadosamente, y descubro una carta entre el envoltorio y el paquete; el papel huele a perfume...juraría que lavanda, y noto cierto toque a hierva buena.
Abro la carta y me dispongo a leerla:

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
"Cordiales saludos Maestro Herrero.

De entre todos los candidatos, ha sido usted elegido para tener el honor de trabajar para Lord Jhon, Consejero de Fergor.

Su cometido será el de forjar la más bella y noble de las armas para su sobrino, al cual se le hará entrega en mano el día su nombramiento, en la llegada del próximo hinvierno.
Se espera de Usted, cumpla con las expectativas del Lord, para realizar dicho cometido dentro del plazo previsto.

Como es de esperar, el pago será proporcional a la belleza y majestuosidad de su obra.

El Lord le hace entrega de uno de sus tesoros para que sirva de inspiración en su obra, y esta, este presente en ella.




Le deseamos la mayor de las fortunas
Saludos"

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Dejo la carta a un lado, y contemplo la belleza de semejante Piedra preciosa, del tamaño de un puño.

Alrick - Ha de ser un sobrino muy querido Lord Jhon... sin duda alguna muy querido...

Rápidamente a mi mente llegan figuras, y formas en las que podría tallar esta piedra, lugares donde su brillo cegaría más a los ojos envidiosos de aquellos que tendrían el honor de verla.
Pero el desafío real, sin duda era la elección del objeto que la portaría engarzada, y los materiales necesarios para que el conjunto resonara en harmonia.

Mi experiencia me empujaba al fuego elemental, a una espada corta, con una hoja zigzagueante llena de aguas, como si el mismo aliento de un dragón la fundiese, en su base  reposaría la joya, esta, lustrosa, se podría ver por ambos lados para que la luz pasara a traves de ella embelleciéndola aun más y en la empuñadura, piel escamosa forraría el mango de madera de Nogal, para terminar con un pequeño incisivo en el pomo...
avatar
Alrick
Aventurero
Aventurero

Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 16/09/2014
Edad : 30
Localización : Tarragona

Hoja de personaje
Nivel:
1/100  (1/100)
Experiencia:
0/500000  (0/500000)
Áureos Áureos: 1.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Reluciente como el oro

Mensaje por Alrick el Jue Sep 25, 2014 10:56 am

Los minutos pasan, y sigo contemplando fascinado la joya.
Un escalofrío recorre todo mi cuerpo, y de un brinco  salto de la silla, haciendo caer esta. - Ha llegado el momento de emprender otro viaje!; lleno mis pulmones y exhalo sonoramente... - vamos.

Tan pronto tengo la gran mayoría de mis cosas a punto para partir, me acerco a la forja para supervisar el trabajo que se está realizando; Ya desde lejos, el repicar de los martillos ensordecería a los que faltos de la experiencia y la costumbre se acercasen.
El intenso calor hace que te suden inclusive las cejas, que constantemente los enanos se secan, porque el sudor no les deja ver, los más listos ya han ideado métodos para evitarlo, ya sea con cascos, ropas he incluso anteojos ceñidos firmemente a la cara.
El trabajo en cuestión para esta ocasión es de 20 espadas de Acero de Damasco para armar a un pequeño grupo de soldados al servicio de un conde de la ciudad de los hombres.

A lo lejos veo a Himmorin, martilleando firmemente el acero incandescente, hago una pausa para observar su técnica detenidamente, y no puedo evitar sonreír al sentirme satisfecho por el éxito en mi labor de enseñarle tanto a él como al resto de herreros.
Me acerco por el pasillo central de la forja, y a mi paso los herreros alzan la mirada y me saludan, abandonando su trabajo apenas un segundo.

Alrick - Himmorin!, he de hablar contigo! deja un momento tus tareas y sígueme.
Sin vacilar el enano deja las herramientas y me sigue prontamente.

Alrick - No perdamos ni un segundo...he de partir hoy mismo, y necesito que supervises el trabajo en mi ausencia.
Himmorin - En esta ocasión serán muchos días maestro?
Alrick - Desconozco el tiempo, pero si puedo decirte que serán menos de 4 estaciones!

La cara de susto de Himmorin ante tal cantidad de días de absentismo que presagio me arranca una carcajada.
Alrick - Tranquilo Himmorin, estas preparado y lo harás más que bien, recuerda que si necesitases cualquier cosa  Thorik en la forja vecina te ayudara.
                    Confío en tu habilidad, algun día serás un gran maestro herrero.

Le sujeto firmemente del hombro asintiendo y me marcho.

En mi casa ya me espera mi viejo amigo Hagrim, con un petate. Se ha ofrecido a acompañarme en parte de mi viaje a las tierras de los Elfos.
Su familia desde hace generaciones trabaja en la orfebrería, y es un prestigioso joyero bastante conocido entre aquellos que entienden del tema.
Desde luego no se trata en absoluto de el típico enano, su aspecto extremadamente pulcro y sus cabellos perfumados suelen traer discordia entre sus más cercanos, pero lo que es innegable es su rara e increíble capacidad para hablar con las gentes de todas partes; Su carácter amigable me será de gran ayuda y su conocimiento de la lengua Élfica me facilitara mucho el obtener la información que busco. Aunque por contra, sus capacidades para combatir vienen siendo escasas, por lo que en caso de ser necesarias, únicamente puedo contar con mis habilidades.

Alrick - Si ya lo tienes todo, partamos.

En esta ocasión, iremos montados en su carro, puesto que aprovecharemos el viaje para que haga entrega de algunos de sus encargos.

En unas horas ya podemos ver a lo lejos la gran entrada de la montaña...ya hemos empezado...
avatar
Alrick
Aventurero
Aventurero

Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 16/09/2014
Edad : 30
Localización : Tarragona

Hoja de personaje
Nivel:
1/100  (1/100)
Experiencia:
0/500000  (0/500000)
Áureos Áureos: 1.000

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.